Enfócate en el resultado.

1730 Vistas
16 Jun 2014

Tu remuneración no se basará en el esfuerzo que realizaste sino en el resultado que obtuviste, por ello, entrega resultados satisfactorios.

Muchas personas nos platican del esfuerzo tan importante que realizan para llevar a cabo sus labores diarias y con base en sus comentarios podemos concluir que son personas muy esforzadas, pero en cada aspecto de la vida el esfuerzo es muy importante pero lo que nos van a medir es el resultado que obtenemos con el esfuerzo que realizamos, por ello no debemos circunscribirnos al esfuerzo diario, sino al resultado obtenido.

enfócate

Es muy difícil lograr un resultado satisfactorio si no nos esforzamos diariamente en las labores que desarrollamos, sin embargo el esforzarnos mucho no por fuerza dará un buen resultado. Si te estas esforzando constantemente pero tus resultados de ventas no son los esperados debes revisar que estás haciendo mal y corregir, de forma que el esfuerzo se vea capitalizado en cierres de ventas y con ello en mayores ingresos para ti y cumplir tu cuota de ventas.

El esfuerzo que realizas para llevar a cabo tus actividades de ventas debe verse coronado con más y mejores ventas, si no es así debes modificar lo que haces.

Algo que debemos de tener claro es cuando estamos sembrando para cosechar a futuro, hay ciertas relaciones que nos puede llevar un buen tiempo desarrollarlas, previo a que ese esfuerzo se vea reflejado como ventas nuevas, en este caso hay que estar conscientes que el proceso que estamos siguiendo lo vamos a ver coronado a mediano plazo, pero hay que ser muy inteligentes para combinar nuestros esfuerzos de manera que no dejemos de sembrar para el futuro, pero teniendo resultados ahora, lo que nos permita satisfacer las expectativas que tienen en nuestra empresa sobre nuestro desempeño como vendedores.

Cuando tienes claro que el resultado es lo más importante y logras enfocarte en ello, va a ser más fácil que hagas lo que sea necesario para que los resultados obtenidos superen los resultados esperados. Para ello debes analizar lo que estás haciendo, qué te está dando resultado, cómo estas invirtiendo tu tiempo y esfuerzo en las venta que estas cerrando y tratar de replicar esta historia de éxito muchas veces. Si notas que tu esfuerzo no está capitalizándose en ventas, platica con otros vendedores de tu empresa que estén obteniendo buenas ventas y apóyate en ellos para ver que están haciendo diferente de manera que puedas incluir en tu actividad diaria los consejos que te brinden.

Al final del día, lo que va a analizar la alta dirección de la empresa en la que te desempeñas como vendedor será la frialdad de los números, no importa tu historial de ventas, ya que a pesar de que te hayas desempeñado con altos estándares en el pasado si tu resultado actual es decepcionante estarás en peligro de perder tu trabajo, por ello no te enfoques en el pasado, no te midas por tu esfuerzo, explica tu labor de ventas a través de buenos resultados.

Traduce tu esfuerzo en ventas y logra cumplir tus metas y objetivos.

1731 Vistas 2 Vistas hoy

También Puede Ser de Tu Interes...